Transporte terrestre y tipos de camiones

By: Guido Secco
Ene.16, 2019
0

Pensar en transporte es pensar en camiones. El transporte terrestre está omnipresente en nuestras vidas y carreteras y los camiones son su columna vertebral. Pero el transporte terrestre tiene muy diversas formas, lo cual se traduce en muy distintos tipos de vehículos. Dependiendo del tipo de mercancía a transportar, de las dimensiones o de la estructura del vehículo deberemos optar por el que más se amolde a nuestras necesidades.

Tipos de camiones en el transporte terrestre

En primer lugar, atendiendo a su estructura, podemos dividir los tipos de camiones del transporte terrestre de la siguiente manera:

Rígidos

Son aquellos vehículos en los que la cabina del conductor y el remolque sobre el que va la mercancía son parte indivisible de una misma estructura. Al ser de un tamaño más pequeño suelen ser empleados en transporte urbano y paquetería.

Articulado

En contraposición a los camiones rígidos, los articulados están compuestos de dos partes rígidas que se unen a través de una articulación, de ahí su nombre.

Tráiler

Es un tipo de vehículo articulado el cual cuenta con una cabina (o tractocamión), que no está destinada al transporte de mercancía, y un semirremolque, que es el encargado de llevar los materiales que serán transportados. Si cuando hablamos de transporte terrestre pensamos en camiones, a buen seguro lo primero que nos venga a la mente sea un tráiler.

Tren de carretera

En este caso se unen un camión con uno o más semirremolques (la existencia de más de un semirremolque se da especialmente en algunos países donde las distancias a recorrer son muy grandes, como Australia). En España se ha aprobado el uso de megacamiones de hasta 25,25 metros y 60 toneladas. Uno de los grandes retos para todo este tipo de vehículos es que debido a sus dimensiones tienen dificultades para transitar por algunas carreteras que no están pensadas para albergar vehículos tan alargados.

Por tipo de mercancía

En el transporte terrestre, la forma y el equipamiento de los camiones les hacen más apropiados para algunos tipos de envíos o materiales.

Camión de lona (o tauliner)

Este tipo de tráiler es el más habitual y su semirremolque se encuentra cubierto por los laterales y por arriba con lonas, que pueden ser quitadas. Esto le permite ser muy cómodo para realizar cargas y descargas y puede adaptarse a una gran cantidad de materiales, además de estar indicado para el transporte de productos que resultan difíciles de cargar.

Plataforma abierta
En este caso la plataforma donde va la carga está abierta (aunque puede estar parcialmente cubierta por los laterales dependiendo de la mercancía y de la posibilidad de que se mueva). Aunque también ofrece muchas opciones, se suele emplear para mercancía pesada, construcción, etc.

Frigoríficos
Como su propio nombre indica, los frigoríficos son los camiones encargados en el transporte terrestre de la mercancía que ha de viajar refrigerada. Dependiendo de si cuentan con sistemas de generación de frío o solo de aislamiento con el exterior pueden ser frigoríficos, refrigerados o isotermos. Los alimentos son los clientes más habituales de este tipo de vehículos.
Aunque son menos frecuentes, también existen camiones caloríficos para mantener la temperatura por encima de una determinada cantidad de grados.

Cisterna
Muy habituales de la mercancía ADR, las cisternas se usan para el transporte de productos líquidos, gaseosos y químicos, que tienen unas exigencias de seguridad particulares.

Cerrado
Los camiones cerrados, en oposición a las lonas, presentan una estructura rígida en el compartimento de carga. Esto hace que únicamente puedan ser cargados desde su parte trasera, mientras que los de lona pueden cargarse también desde los laterales. Son vehículos usados habitualmente para el reparto urbano y la paquetería, aunque también existen tráileres de caja cerrada.

Portacoches
Estos camiones están diseñados específicamente para el transporte terrestre de coches. Existen dos modelos de portacoches: el abierto, que es el más habitual, y el cerrado. Este último no permite que los vehículos se vean desde el exterior y a veces se usa para el transporte de los automóviles más caros.

Camión Jaula
Los camiones jaula son empleados para el transporte de animales vivos. Para ello, tienen parte de los laterales o del techo abiertos a fin de que llegue aire a los animales y exista una ventilación suficiente.

Contenedores
Los contenedores son estructuras de carga estancas, lo que les permite proteger a la mercancía de las inclemencias meteorológicas. Son usados para el transporte multimodal y para facilitar su carga y descarga de los buques portacontenedores.

La infinidad de materiales a transportar hace que la variedad de camiones continúe y sea muy larga: tolva (empleado a menudo para el movimiento de tierras), estacas (transporte de troncos, entre otros), hormigonera, blindado (movimientos de dinero), vehículos especiales para maquinaria pesada y un largo etcétera.

Según su peso y categoría

Los camiones para el transporte de mercancía se dividen en tres grupos atendiendo a su Masa Máxima Autorizada (MMA). Es decir, cuánto pesa el total del vehículo, incluyendo la carga, la estructura del vehículo, el peso de conductor y otros ocupantes, el combustible, etc.
N1: hasta los 3.500 kilos.
N2: superior a los 3.500 kg y hasta los 12.000 kg.
N3: superior a los 12.000 kilos.

Por su nivel de emisiones

Otra manera de clasificar los vehículos corresponde a su nivel de emisiones. Puede que alguna vez hayas escuchado que un vehículo es Euro 5 o Euro 6 y no supieses a lo que se referían. Pues estas nomenclaturas hacen referencia a las exigencias de la Unión Europea respecto al nivel de emisiones de partículas contaminantes (óxido de nitrógeno, monóxido de carbono…) de los camiones. La más reciente es la Euro 6, que corresponde al año 2014, y que obliga a que los camiones nuevos vendidos se atengan a los límites que marca.

La gran variedad en tamaños, pesos, tipologías, finalidades y estructuras da buena fe de lo diversas que son las necesidades logísticas y el transporte terrestre. La logística y la cadena de suministro ha de mimar a sus productos y un paso imprescindible para ello es que sean tratados de la mejor forma durante su transporte. Siendo llevados en las mejores condiciones de temperatura, en las más eficientes para su carga y descarga y en las más seguras dependiendo de la naturaleza de la mercancía. Por eso es importante saber qué tipo de camión se adapta a nuestras necesidades de transporte terrestre.

Fuente: Transgesa


MEF incorpora nuevas infracciones y sanciones a Ley General de Aduanas

By: Guido Secco
Dic.31, 2018
0

El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) publicó decreto supremo con el objetivo de incorporar nuevos ítems en la tabla de sanciones aplicables a las infracciones previstas en la Ley General de Aduanas.

Según la norma, los dueños, consignatarios o consignantes de mercadería cometerán una infracción cuando se evidencie la no utilización de medios de pago en la compraventa internacional de mercancías destinadas al régimen de importación para el consumo.

Ello conforme al artículo 3-A del Texto Único Ordenado de la Ley para la Lucha contra la Evasión y para la Formalización de la Economía.

Este artículo 3-A dispone que, cuando se evidencia la no utilización de medios de pago con anterioridad al levante de la mercancía, a opción del importador, procede el reembarque de la mercancía o la continuación del despacho previo pago de una multa.

Justamente, esta infracción será sancionada con una multa equivalente al 30% del valor FOB declarado de la mercancía, según la norma publicada.


La compra como inversión

By: Guido Secco
Oct.22, 2018
0

La compra, sea de cualquier tipo o producto, siempre que tenga fines mercantiles representa una inversión, puesto que se compromete un capital para hacerlo rendir en el futuro, a diferencia de las que tienen fines sociales.

Existen compras con un periodo de recuperación del capital invertido relativamente corto, mientras en otras al transcurrir cierto plazo se considera que no fue rentable la operación.

Algunas organizaciones realizan estudios exhaustivos y complementarios por cada adquisición de bienes, como el de mercado de consumo, que claramente esto depende del tipo de empresa. Las entidades que se dedican a la compra de productos terminados para su reventa posterior, sea a consumidores finales o a distribuidores, deben identificar como una premisa los productos o grupos de ellos que procuran un menor riesgo, mejores condiciones de equilibrio y con ello una rotación elevada, garantizando así la certera rentabilidad estimada desde la planeación de la compra.

La compra como inversión

Las empresas cuyas adquisiciones se realizan para el abastecimiento a la industria, tanto los fabricantes como los distribuidores deben prestar especial atención a la variabilidad de los precios de los materiales en el mercado de suministros, ya que tiene marcada influencia en sus costos de producción y obviamente en los precios de venta de sus producciones, los cuales deben corregirse en similar medida al valor unitario de las materias primas. En este sentido, se debaten los tamaños de las compras en su contradicción con los beneficios de precios y se realizan automáticamente estudios de oportunidad de comprar/producir/vender o comprar/vender. En el primer caso se refiere a las materias primas y su transformación hacia un producto final, en el segundo a la decisión de comprar las terminaciones y venderlas sin transformar.

En los análisis de factibilidad de inversiones se emplean herramientas como la Tasa Interna de Retorno (TIR), el Valor Actualizado Neto (VAN), el Periodo de Recuperación del Capital Actualizado (PRCA), por citar los más notables. En la gestión de compras, como forma de inversión, además de estos cálculos se deben incluir los relativos al punto de equilibrio por productos y por compra en total, haciendo extensivo el análisis a la estratificación de precios correspondiente en función del comportamiento del mercado en el momento de la realización de las operaciones.

Considerar la compra como una inversión nos permite:

  • Conferirle el tratamiento de operación riesgosa, por lo que han de tomarse medidas para minimizar los riesgos que no siempre son asociadas a los precios de compra y calidad de materias primas; incide la competencia, eventos coyunturales que permiten mayor o menor presencia de nuestros productos con su consecuente ganancia o pérdida, agilidad en la respuesta de los suministradores y nuestro respaldo productivo o gestión de compra-venta.

  • Emplear herramientas fiables, que sobrepasan los análisis de la concurrencia de proveedores, permite conocer con mayor exactitud los beneficios que acarrean las compras aún en diferentes escenarios. Muchas empresas realizan adquisiciones de productos terminados para la venta a consumidores finales y no han identificado las preferencias de los mismos, suscitando la pérdida de ingresos por acumulación de mercaderías, mermas, inmovilización de capitales, transacciones innecesarias y en ocasiones es desconocida la cantidad mínima de operación que debe tener la empresa para considerarse rentable, o sea, no es calculado el punto de equilibrio.

  • Dar seguimiento al origen y destino de los fondos y su rentabilidad, permite asegurar a la empresa un cálculo exacto de la eficiencia de cada operación comercial. Aunque la realidad, por lo general, hace de nuestros diseños de escenarios un conjunto mixto; es posible al final de los procesos concluir cuán eficaz y eficientemente se ha obrado, logrando adoptar medidas para el futuro. Cada compra nos enseña.

Las organizaciones que realizan operaciones de compras por lo general se enfocan en captar las demandas de bienes y en transitar por el ciclo logístico en el menor tiempo posible, tomando en cuenta los principios generales de las adquisiciones de materiales; sin embargo, la relación entre compra e inversión no siempre se une en los nexos más comunes que las originan.

La compra con fines lucrativos, desde la menor escala hasta la compra profesional es la forma más básica de inversión, ejemplo de ello se tiene a un comerciante que adquiere 20 toneladas de papa a un precio de 5 pesos por kilogramo y luego de revisar la competencia y cubrir sus costos logísticos (5%), decide vender las papas a 4.5 pesos por libra, logrando una ganancia estimada neta de 93,000.00 pesos; mientras que con tan solo el 53% de la venta pudo cubrir el costo total de la inversión. La papa es un producto perecedero, pero de alta demanda, de ahí el alto margen impuesto por el vendedor para permitirse posibles reordenamientos sobre la marcha de la venta, incluso su descuento por cantidades o sobre los últimos días con existencia en inventarios. Dicho comerciante planea recuperar su inversión en 15 días, haciendo la distribución del producto según las zonas identificadas con alta demanda y estemos seguros de que en los próximos 20 días este comerciante estará ocupado en la venta de unas 10 o 15 toneladas más del preciado tubérculo.

Espero este ejemplo práctico de una actividad de comercio de las más simples, conmine a nuestros compradores en sus equipos, departamentos, direcciones y empresas a poner en práctica todas las herramientas posibles, tratando a la adquisición de materiales como una inversión y no como una diligencia rutinaria.

Osmany Tito Asesor de Compras y Comercio Exterior


SUNAT busca masificar Guías de Remisión electrónicas para traslado de mercancías

By: Guido Secco
Oct.04, 2018
0

Según la Sunat al 2020 se moverán cerca de 300 millones de traslados, para lo cual es necesario dar ese salto con el control, utilizando toda la big data disponible.

La Sunat busca masificar las guías de remisión electrónicas para el traslado de mercancías, para gestionar mejor la información que manejen las autoridades de control, anunció la administración tributaria.

VÍA ELECTRÓNICA
El gerente normativo de bienes fiscalizados de la Sunat, Paul Vera, explicó que actualmente se manejan dos tipos de documentos de traslado, como son la guía de remisión remitente y la guía de remisión transportista, pero adicionalmente hay un manifiesto de carga, y para algunos traslados de insumos se necesitan documentos específicos.

“Hemos desarrollado fuertemente el tema de la facturación electrónica y lo que se viene próximamente es la masificación de documentos de traslado de bienes (guías de remisión y otros”, dijo.

Vera comentó que luego se buscará integrar los comprobantes de pago electrónico (boletas y facturas) con los documentos de traslado electrónicos. El funcionario participó del Primer Foro Internacional: Experiencias en la Lucha Contra el Alcohol Ilegal.

“El éxito de esta estrategia radicará en generar información ordenada y sistémica que permita una mejor labor a todas las autoridades de control (ministerios, Fuerzas Armadas, Policía Nacional, Sunat y otras)”. Paul Vera, gerente normativo de bienes fiscalizados de la Sunat

 

Fuente: APAM


Carga aérea mundial refuerza su crecimiento en mayo

By: Guido Secco
Jul.12, 2018
0

La carga aérea mundial ha reforzado su crecimiento en el mes de mayo, pero con un ritmo menor en comparación con la actividad del sector el año pasado. En concreto, la demanda del transporte aéreo ha subido un 4,2% en mayo, al tiempo que la capacidad mundial en el traslado de mercancías ha crecido un 6,2% en el quinto mes del año, según informa la Asociación de Transporte Aéreo Internacional​ (IATA).

Se prevé que los datos positivos continúen durante el resto del año, aumentando el tráfico de mercancías un 4% en el presente ejercicio. De hecho, la IATA ha especificado que los principales mercados de carga aérea han aumentado su actividad en el transporte aéreo de mercancías en mayo.

Por ejemplo, el sector Asia-Pacífico ha incrementado un 4,9% la demanda y un 7,4% la capacidad de carga durante el quinto mes del ejercicio, mientras que el mercado norteamericano ha tenido un progreso estable, mejorando un 5,9% en la demanda de servicios y un 5,4% en la capacidad de carga aérea en mayo.

Por su parte, los encargos aéreos han crecido un 11,4% en el mercado Iberoamérica en el pasado mes de abril, a la vez que el volumen de carga ha crecido un 1,5% en el cuarto mes del año.

Asimismo, el sector de Oriente Medio ha elevado las peticiones de transporte aéreo un 2,4% y la capacidad ha subido un 3,3% durante mayo. Por último, Europa ha aumentado un 2,3% la demanda y un 6% la capacidad.

El traslado de mercancías requiere una gran responsabilidad en muchos aspectos, por eso la IATA ha lanzado un nuevo programa para viajar con animales tras un desafortunado incidente a bordo de un avión de United Airlines, en el cual murió un cachorro. El programa certifica la seguridad y el bienestar de los animales durante los vuelos.