Astilleros coreanos retoman primer lugar en pedidos de nuevos buques después de 7 años

By: Guido Secco
Ene.10, 2019
0

La consultora Clarkson Research, una agencia británica de análisis de la industria de la construcción naval y del transporte marítimo, muestra que Corea del Sur ganó 12,6 millones de toneladas en pedidos nuevos el año pasado, representando el 44,2% de los pedidos mundiales, liderados por una gran cantidad de contratos de buques de GNL hacia finales de 2018.

Los astilleros chinos obtuvieron 9,1 millones de toneladas de pedidos el año pasado, representando el 32% del mercado global.

Corea ocupó el primer lugar en 2011 en términos de volumen anual de pedidos y luego fue empujada por China al segundo lugar por sexto año consecutivo desde 2012 hasta el 2017.

En los últimos tres años, los pedidos globales de construcción naval en el período de enero a noviembre aumentaron constantemente de 12 millones de CGT (o “arqueo bruto compensado”, es una medida del volumen de trabajo que requiere un astillero para la construcción de un determinado buque, y en función del tamaño y sofisticación de éste) en 2016 a 23.77 millones de CGT en 2017 (un aumento interanual del 98%) y más a 26 millones de CGT en 2018 (un incremento interanual del 9%).

Clarkson analizó que la industria de la construcción naval global se estaba recuperando.

Las tres grandes astilleros de Corea del Sur, Hyundai Heavy IndustriesSamsung Heavy Industries y Daewoo Shipbuilding & Marine Engineering (DSME), ganaron 66 de los 76 buques de GNL pedidos el año pasado.

Daewoo Shipbuilding & Marine Engineering (DSME) anunció que firmó un contrato de pedido para construir un buque de gas natural licuado (GNL) con Maran Gas Maritime, la compañía de transporte más grande de Grecia.

DSME recibió pedidos por un valor aproximado de US$ 6.2 mil millones para un total de 43 embarcaciones, incluidos 15 petroleros GNL este año, alcanzando el 85% de la meta (US$7.3 mil millones) del 2018.

Por otro lado, los precios de los contratos de construcción coreanos han provocado controversia en los últimos meses por los subsidios entregados por su gobierno y ante lo cual, Japón llevó a Seúl a la Organización Mundial de Comercio (OMC) en un caso respaldado por sus homólogos europeos.

Fuente: Clarkson Research / Business Korea