Tendencias comerciales para América Latina

por: Pablo Gopp, Especialista de Comercio Exterior de Thomson Reuters

Recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha publicado la edición 2018 de su informe anual titulado “Estimaciones de las Tendencias Comerciales América Latina y el Caribe”.

Como todos los años, este informe presenta las estimaciones de los flujos comerciales internacionales de América Latina y el Caribe para el año 2017, elaborado por el Sector de Integración y Comercio del BID con colaboración del Instituto para la Integración de América Latina y el Caribe (INTAL).
Uno de los datos más significativos que presenta el informe es la recuperación del valor de las exportaciones tras cuatro años de tendencia negativa, registrando un crecimiento estimado en torno al 13%, superior al promedio mundial.
Destacando además que, el crecimiento del valor de las exportaciones se consolidó en la mayoría de los países evaluados.
Este resultado no solo marca un cambio de tendencia respecto a los últimos años, sino que representa un cambio significativo en comparación con 2016, cuando las ventas externas habían caído 3,3%. En el caso de Perú, el incremento registrado ha sido del 25%, muy superior a la media regional. Seguramente uno de los principales responsables de esta recuperación ha sido la evolución de los precios de los productos básicos, como el hierro, petróleo, azúcar, cobre, soja y café, los cuales si bien aún se encuentran por debajo de sus valores máximos históricos, se han ido recuperando en su gran mayoría.
En lo que refiere a los volúmenes exportados, se ha registrado una marcada aceleración respecto al promedio de los últimos años, pero la expansión estuvo concentrada en pocos países. Del lado de la demanda de los principales socios comerciales, el 2017 mostró variaciones significativas respecto al año anterior. La expansión de las exportaciones está compuesta principalmente en el crecimiento de las exportaciones a China y Estados Unidos, las cuales representan casi el 60% del total de lo exportado, seguido del comercio intrarregional, el cual había arrastrado al desempeño exportador en los últimos años, pero que en 2017 se aceleró moderadamente presentando una incidencia del 15%.

Si bien como conclusión este informe presenta números alentadores para la región, también destaca lo frágil de esta recuperación ya que demuestra que a partir del segundo trimestre el dinamismo exportador perdió intensidad.
Todas las estimaciones formuladas por este informe están basadas en datos de frecuencia trimestral y mensual disponibles en veintiséis países latinoamericanos y caribeños, provistos por fuentes oficiales nacionales e internacionales, así como por el sistema de información sobre comercio internacional del BID, Intradebid, accesible desde www.intradebid.org